Policía detiene a un ciudadano en Esmeraldas acusado de “desinformar en Facebook”

Policía detiene a un ciudadano en Esmeraldas acusado de “desinformar en Facebook”



La Policía Nacional detuvo a Rubén Ricardo S.C., en la ciudad de Esmeraldas (costa norte de Ecuador, a 373 km de Quito), durante un operativo de control del espacio público. El hombre deambulaba por las calles vistiendo una bolsa plástica el pasado 4 de abril. 

El motivo de la detención, según una nota de la Policía publicada en su portal, es que Rubén difundió en la página de Facebook Dímelo Esmeraldas fotografías y videos explicando que el personal médico que atendía a las personas con coronavirus en una casa de salud de dicha ciudad no tenía trajes especiales y usaban solo bolsas plásticas como la que él llevaba puesta. 

“Así es como se protegen nuestros héroes de la salud. Supuestamente esta es la implementación que el Gobierno Nacional ha dotado a los hospitales. Esto está pasando en #Esmeraldas Hospital del Sur”, es el mensaje en la red social. Rubén Ricardo S.C. fue liberado, pero se abrió una investigación sin medidas cautelares.

La Policía aseguró en el comunicado que el contenido está “causando desinformación y mala imagen de una casa de salud de la provincia verde”. Además, señaló que la detención se cumplió con base en el Decreto Ejecutivo 1017 que declara el estado de excepción y la restricción de algunos derechos. Sin embargo, dicho documento no limita la libertad de expresión ni habla de censura previa, solo restringe algunos derechos como el libre tránsito, la libre asociación y reunión. 

Fundamedios reconoce que el fenómeno de la desinformación crece y constituye una amenaza a construir sociedades sólidas, democráticas y debidamente informadas. Sin embargo, no es posible que a un ciudadano se le prive de su libertad por hacer sátira o difundir contenidos que no sean propicios. 

Ni en la Constitución ni en la Ley de Comunicación existe un artículo que mencione que la difusión del contenido falso será causal de una detención ciudadana. La sátira, por más que resulte incómoda, también evidencia las falencias, debilidades e inconsistencias sociales. 

El 6 de abril, en Guayaquil, Wilmer Enrique A.V. también fue arrestado por «crimen de odio, basado en un video viralizado en las redes sociales» en el que afirma que la administración del presidente Lenin Moreno es una plaga y «maldice» a otras autoridades por su manejo de la pandemia. Horas después, fue liberado.

La ministra de Gobierno, María Paula Romo, se refirió al tema en Twitter. «Tendremos que tener mucho cuidado para diferenciar los casos y no confundirlos con los de libre expresión». Sin embargo, a Fundamedios le preocupa que los administradores de justicia, así como los responsables de salvaguardar la seguridad pública, no conozcan el alcance de la ley y procedan a detener arbitrariamente a las personas por lo que publican en sus canales personales.

El 15 de abril, nuestra organización conoció otro caso. La Fiscalía investiga a un ciudadano de nombre Rafael M. por asociación ilícita y por supuestamente divulgar noticias falsas en redes para  generar pánico en la comunidad, en medio de crisis sanitaria.  Estaba previsto que el 16 de abril rindiera versión. Según las primeras investigaciones el perfil del ciudadano usado en Twitter @kevinhurt pertenecería a un  antiguo colaborador del ex vicepresidente Jorge Glas. 

El artículo 19 de la Declaración Universal de Derechos Humanos menciona que: “Todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y de expresión; este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión”.

Fundamedios trató de ubicar la página Dímelo Esmeraldas en Facebook, pero no fue posible, al parecer fue eliminada. La organización contactó al teniente Henry Ponce, vocero de la Policía Nacional, pero tampoco contestó el requerimiento.