Periodista es increpado mientras grababa un recorrido en que participaban altos funcionarios

Periodista es increpado mientras grababa un recorrido en que participaban altos funcionarios



El pasado 20 de abril, Paúl Ortiz, periodista de RecTV, que se transmite en Facebook y YouTube, fue increpado por personal de seguridad de la Vicepresidencia de la República y un policía. Los hombres pidieron que deje de grabar un recorrido realizado por el ministro de Salud, Juan Carlos Zeballos;  y el vicepresidente Otto Sonnenholzner, para constatar la situación del Hospital General Julius Doepfner, en Zamora, capital de la provincia de Zamora Chinchipe (a 680 km de Quito). 

Un video que circula en redes sociales muestra el momento en que un miembro de la guardia y un policía piden al reportero no grabar porque no está permitido. “Empezaron a decirnos que no grabemos, que dejemos de transmitir y nosotros les expusimos que no hay ninguna normativa que no nos permita, más si estamos en la calle, que es un lugar público y en la crisis sanitaria debemos informar”, dijo el reportero a Fundamedios. 

El incidente se produjo luego de que Ortiz consulte al ministro Zeballos sobre la visita y transmita quejas sobre la falta de insumos del personal que trabaja en la casa de salud. El funcionario aseguró que no constató ningún desabastecimiento y que comprobó que hay trajes especiales y mascarillas. 

El periodista denuncia que el Hospital no tiene un laboratorio para hacer pruebas como se ha dicho, ni una unidad de cuidados intensivos (UCI). A través del perfil en la red social ha recibido denuncias de médicos que manifiestan carecer de equipamiento para enfrentar la COVID-19 en la ciudad amazónica.

Fundamedios consultó por el incidente a la Vicepresidencia. Desde ahí se señaló con un comunicado que los dos funcionarios respondieron a las inquietudes de los reporteros, lo cual se evidencia en las transmisiones en vivo. “Al producirse aglomeración de personas y medios de comunicación, y en virtud de cumplir las medidas ya señaladas, se estableció el orden necesario, pero los medios ya habían sido atendidos”, menciona el documento. 

La Vicepresidencia de la República ratificó que “no impide a nadie cumplir con su trabajo y respalda a los periodistas en su labor de informar al país cada día”.