FDM y 37 organizaciones expusieron ante la CIDH violaciones a los DDH

FDM y 37 organizaciones expusieron ante la CIDH violaciones a los DDH

0 123
Una delegación de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), que se encuentra en Ecuador, escuchó este 28 de octubre a 38 representantes de la sociedad civil. Los voceros presentaron casos concretos de violaciones a los Derechos Humanos ocurridos durante el pasado paro nacional.
César Ricaurte, director ejecutivo de Fundamedios, se refirió a las agresiones contra comunicadores, destacando el ataque a Freddy Paredes, periodista de Teleamazonas. También abordó la retención a más de 30 periodistas en el Ágora de la Casa de la Cultura el pasado 10 de octubre.
En su intervención dijo que Fundamedios reportó 116 ataques violentos a la prensa y 138 agresiones a periodistas durante 12 días. Indicó que la fuerza pública y los manifestantes fueron los principales protagonistas de estas vulneraciones. «Se atacó a un grupo de periodistas, pese que ellos estaban identificados, portaban sus credenciales y tenían sus equipos de trabajo», sostuvo.
En cambio, Felipe Rivadeneira, representante de Inredh, se refirió a una serie de trabas de miembros del Estado para que los defensores públicos y abogados de los detenidos no puedan cumplir su trabajo. Expuso que se les impidió el ingreso a las audiencias, así como la posibilidad de tener contacto directo con los detenidos para verificar las condiciones en que se encontraban.
Otra intervención fue la de Mauricio Alarcón, director de la Fundación Ciudadanía y Desarrollo (FCD), quien condenó los actos delincuenciales y las violaciones a los DDHH durante las protestas que dejaron 10 muertos, cientos de heridos y detenidos. «No hay paz sin justicia», aseguró.
Defensores de los derechos de los niños y adolescentes se refirieron a la detención de seis adolescentes acusados de terrorismo y cientos de jóvenes detenidos, la mayoría de ellos golpeados.
Elsie Monge, directora ejecutiva de la Comisión Ecuménica de Derechos Humanos (Cedhu), también participó de la reunión que duró más de dos horas. Hizo hincapié en el uso excesivo de la fuerza pública durante las manifestaciones, también mencionó el ataque de la Policía a la universidad Salesiana, que era calificada como un centro de paz, en Quito. «Esto no puede quedar en la impunidad (…) también destaco la polarización que hay, la cual no nos llevará a ningún lado y no nos dará la paz que tanto anhelamos», sostuvo.
La delegación de la CIDH está conformada por Esmeralda Arosemena, presidenta de la CIDH; Edison Lanza, relator especial para la Libertad de Expresión; Soledad García Muñoz, relatora especial sobre Derechos Económicos, Sociales, Culturales y Ambientales (DESCA); María Claudia Pulido, secretaria ejecutiva adjunta; y el comisionado Luis Ernesto Vargas.