fbpx

Fundamedios

Informes

Pedidos de rectificación y réplica: el mecanismo favorito de los funcionarios estatales para imponer su verdad

por | Oct 15, 2015 | Informes | 0 Comentarios

12167805_1625343764401582_599918523_nAparecen en las portadas de los medios; en sus páginas centrales; como cadenas obligatorias y ahora también buscan camuflarse como noticias dentro de un diario, pues vienen previamente diagramadas y tituladas. Algunas insultan, descalifican y hasta interrumpen los espacios noticiosos en los medios ecuatorianos. Se trata de los pedidos de réplica y rectificación que cada día se incrementan y copan las páginas de diarios, revistas y espacios informativos.

Desde que se aprobó la Ley Orgánica de Comunicación (LOC), la cual en sus artículos 23 y 24 contemplan el derecho a la rectificación y réplica, respectivamente, ya habían cuestionamientos sobre la forma de aplicación, sobretodo, porque el cuerpo legal faculta a la Superintendencia de la Información y Comunicación (Supercom) a ordenar a los medios a divulgarlas si dicha entidad lo considera pertinente, como ya se ha visto en la práctica con las recientes sanciones a diario Expreso, del pasado 12 y 21 de junio, respectivamente, cuando el medio fue ordenado por esa entidad a publicar rectificaciones a pedido de Richard Espinoza, presidente del Consejo Directivo del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social IESS.

Y es que, desde antes de la aplicación de este cuerpo legal ya había inquietudes respecto al nivel de subjetividad e independencia que podría tener la entidad de control de los medios si se toma en cuenta que su titular, Carlos Ochoa fue elegido por una terna enviada por el Presidente de la República y fue quien incluso antes de asumir su cargo no ocultaba su animadversión hacia los medios privados desde un discurso peyorativo, como se evidenció en un informe anterior que hizo Fundamedios.

«Muchas veces ni siquiera se rectifica sino que
se desvía la atención con contenido propagandístico»



Juan Manuel Yépez, editor general de diario Extra

Tras dos años de aprobada la LOC ya se pueden sacar las primeras conclusiones de su aplicación y es que, en la práctica, parecería no estar claro, al menos para el Estado, quién es el titular de los derechos; si son los ciudadanos, o es el mismo Estado, el cual a través de la imposición de contenidos en los medios –por pedido directo o mediante sanción- y cadenas, ha manifestado que de esa manera ejerce su derecho a la réplica y brinda “información veraz, verificada y contextualizada” a los ciudadanos.

Ejemplos claros de los abusos en la aplicación de estos artículos se ven en las últimas sanciones a diario El Universo, Expreso y El Comercio, por mencionar algunas, en cuyos casos los pedidos de réplica han tenido que ser publicados y re publicados, primero, por pedido directo del funcionario, o por la Secretaría de Comunicación y luego por una sanción de la Supercom tras un proceso administrativo.

Un ejemplo de ello lo ocurrido con diario Expreso el pasado el 12 de junio, cuando la Supercom sancionó a ese medio con la obligación de presentar disculpas públicas y difundir nuevamente una rectificación a pedido Richard Espinosa, presidente del Consejo Directivo del Instituto Ecuatoriano de Seguridad social IESS, por la nota titulada: “IESS: ni créditos ni salud para los nuevos afiliados”, publicada el 5 de mayo de 2015. Espinosa denunció al medio de comunicación tras sentirse inconforme con la rectificación publicada el pasado 12 de mayo, porque supuestamente no fue presentada en los términos que establece la ley, ni divulgada con la diagramación y los títulos remitidos por el Funcionario. La Supercom concluyó que el medio “no viabilizó adecuadamente lo que indica el artículo 23 de la LOC, debido a que al publicar la rectificación lo hizo con el título ‘pedido de réplica’ y lo que corresponde es ‘rectificación’ o ‘aclaración’ ”.

“En algún momento esto va a quedar como un documento de uno
de los periodos más ignominiosos de la historia del Ecuador”

Martín Pallares, periodista independiente

Esta nota fue posteriormente replicada por el medio con la respectiva publicación de las disculpas públicas al funcionario. Sin embargo, cabría preguntarse ¿hasta qué punto se deban llenar los espacios en los medios con notas de este tipo?

El funcionario Richard Espinosa lo tiene claro; durante la audiencia de sustanciación por el tema de diario Expreso, el pasado 5 de junio, dijo lo siguiente: “No nos vamos a doblegar ante los medios de comunicación, si es que los medios de comunicación tienen que llenar sus periódicos de rectificación, y si es que las rectificaciones superan a las noticias, pues bienvenida la Ley Orgánica de Comunicación, al fin los ciudadanos, estoy hablando de los ciudadanos y también como autoridad, tenemos derecho a la réplica, tenemos el derecho a informar adecuadamente a la ciudadanía”.

Esto es una muestra que evidencia el pensamiento de los funcionarios estatales. En efecto, cada día los pedidos de réplica o rectificación llenan los espacios noticiosos. Incluso cuando dicho pedido no llega a conocimiento de la entidad de control como un proceso, sí llama la atención que estos cada día se vuelven más habituales en el contenido que difunden los medios privados. Muchos de ellos, son pedidos que los hace directamente la Secretaría de Comunicación (Secom) y que han logrado copar incluso la portada de un diario, como ocurrió con diario La Hora el pasado 23 de junio, cuando en su portada publicó bajo protesta un texto diagramado ordenado por esa entidad.

“Creen que el lector es bobo y que el pedazo de propaganda
que lo metieron diagramado lo van a entender como reportaje”

Luis Vivanco, editor general de Diario La Hora

Por su parte, los editores y periodistas de los medios se quejan de que los funcionarios, al ser contactados para dar su versión dan largas o se niegan a conceder entrevistas o dar información y después, cuando la información es publicada sin su versión, envían misivas pidiendo, en el mejor de los casos, se publique su réplica, y en el peor de ellos, con cartas llenas de descalificaciones y epítetos. Un ejemplo de ello se evidenció en un reciente caso que le ocurrió a revista Vistazo, cuando tuvo que dedicar tres páginas de ese medio para publicar réplicas que pudieron haber sido evitadas si los funcionarias hubiesen concedido entrevistas oportunamente.

En diálogo con Fundamedios, Patricia Estupiñán, editora general de la revista explicó que los pedidos de réplica se dieron mediante cartas directas enviadas a la redacción. Sin embargo cuestionó estos pedidos, que cada vez son más habituales en los medios ya que hacen más difícil la labor periodística. “Por un lado, cuando se solicita una entrevista a un funcionario dan largas y cuando no sale la entrevista cuestionan la falta de contextualización. Se evitarían las cartas con pedidos de réplica si aceptaran las entrevistas”, concluyó Estupiñán.

Todo esto evidencia que la aplicación de la Ley ya resulta un limitante para el ejercicio de la libertad de expresión. En un informe anterior publicado por Fundamedios, la abogada Daniela Salazar, exfuncionaria de la Secretaría Ejecutiva de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y catedrática de la Universidad San Francisco de Quito apuntó que el derecho a la réplica es siempre una limitación al ejercicio de la libertad de expresión y el libre flujo de ideas. “Limitaciones que en algunas circunstancias puede ser legítima. Pero si se abusa de este derecho para obligar a los medios a publicar información con miras a difundir una verdad única, más aún si es la del gobierno, la libertad de expresión se ve comprometida de manera excesiva e ilegítima. Recordemos que el derecho a la libertad de expresión incluye el derecho a que a los medios no les sean impuestos contenidos ajenos”.

Para Salazar, el derecho a la réplica, como todos los derechos humanos, es una facultad de la que gozamos los seres humanos frente a la autoridad del Estado, por lo que este no goza de derechos humanos. “Las autoridades que son parte del Estado, como personas, pueden ejercer el derecho a la réplica y rectificación, pero recordando siempre que respecto de ellos existe un estándar más elevado que permite mayor libertad de expresión. Las autoridades deben permitir que se los critique, incluso que se los ofenda, es parte de su trabajo y si no les gusta deben cambiar de trabajo, no ejercer el derecho a la réplica al punto de inhibir las expresiones disidentes que son necesarias en toda sociedad democrática”, apuntó.
A continuación se expondrán los casos más recientes que se han registrado en este año y que evidencia la aplicación de una Ley que ha cristalizado los temores que se tenían respecto a la imposición de contenidos en los medios.

El caso El Comercio y la sanción que obligó a difundir una mentira 

El hecho ocurrió el pasado 20 de mayo, cuando el rotativo se vio obligado a publicar a seis columnas y con despliegue de una página interior, una supuesta rectificación por orden de la Supercom. En la portada se podía leer el siguiente mensaje: “El 5 de abril pasado, este diario afirmó que hubo un ajuste de USD 606 millones al costo final de la Central Hidroeléctrica Coca Codo Sinclair. En aplicación al derecho a la rectificación que estipula la Ley Orgánica de Comunicación, el Ministro de Electricidad y Energía Renovable y la Empresa Pública Coca Codo Sinclair rectifican que no existe ajuste en el costo de esa central hidroeléctrica”.

CASOELCOMERCIO

La rectificación publicada por dicho rotativo y las disculpas que presentó el director del mismo se dieron pese a que el medio demostró, con amplia documentación, que lo publicado inicialmente en la nota periodística no tenía errores y, por el contrario, tenía todos los respaldos y hasta citaba a fuentes oficiales con documentos que certificaban que el presupuesto de la obra pasó de USD 2245 millones a USD 2851.
Como bien lo detalló el rotativo, el presupuesto inicial de la central hidroeléctrica era de USD 2 245 millones, según lo había dicho el ministro coordinador de Sectores Estratégicos en su rendición de cuentas de 2011 y ratificado por el ministro de Electricidad, Esteban Albornoz, en un informe. De igual manera, respecto al presupuesto actual que sumaba 606 millones más, el medio tenía su respaldo en un oficio de la Secretaría Nacional de Planificación y Desarrollo (Senplades) enviado al ministro Albornoz en agosto de 2014 y que fue registrado en el plan anual de inversiones del ministerio de Electricidad y en la tabla que el propio presidente de la República presentó al país en su sabatina 416, el 21 de marzo, cuya información también fue publicada al día siguiente por el diario estatal El Telégrafo.
Extrañado por las cifras, el periodista envió cartas a funcionarios del Ministerio de Electricidad y al representante de la empresa constructora para confirmar el dato y del porqué de esta variación sin que obtuviera respuesta. El único que respondió algo de manera escueta fue el gerente de la empresa pública Coca Codo Sinclair quien le indicó que ambos valores eran correctos, pero que el primero “no consideraba obras de desarrollo territorial, compensación social, IVA e impuestos”. Es decir, que la segunda cifra era el resultado de la suma de esos costos que representan un ajuste en USD 606 millones, como lo publicó el medio.
Pese a ello, el Ministro de Electricidad, en una carta enviada al medio el pasado 8 de abril, acusó al medio y al periodista de mentir, manipular y distorsionar los hechos y de ser mala fe y tener una “clara intención de hacer daño”.
Tras esto, el 14 de mayo la Supercom sancionó a Diario El Comercio con la obligación de rectificar y presentar disculpas públicas por la información contenida en la nota periodística al concluir que hubo “deficiencias en la verificación, contrastación y precisión de la información de relevancia pública” y estableció un plazo de 72 horas para que el medio cumpla con la sanción impuesta, de la cual ya se conoció su desenlace.

Otros casos en 2015

El Comercio

  • El 8 de agosto de 2015 diario El Comercio publicó por segunda ocasión y bajo protesta una réplica a pedido del secretario de comunicación Fernando Alvarado, quien cuestionó el artículo titulado “La contradicción como discurso presidencial” escrito por Carlos Rojas, a quien tildó de “opinólogo anquilosado”. El texto de réplica fue publicado en la página 9 de la sección de opinión bajo el título “La contradicción en el tendencioso discurso mediático”. El medio explicó que dicho texto ya había sido publicado anteriormente el 5 de agosto, como una primera réplica al artículo original de Rojas publicado el pasado 21 de julio, pero que se ven obligados a hacerlo nuevamente a raíz de un nuevo pedido hecho por el funcionario, quien, a través de una carta, aseguró que el rotativo “hizo caso omiso” e incumplió con la normativa. A criterio de Alvarado, el medio debió publicar su réplica diagramada, en el mismo espacio, tipo de letra y color.
  • El 14 de mayo de 2015, la Superintendencia de la Información y Comunicación (Supercom), sancionó a Diario El Comercio con la obligación de rectificar y presentar disculpas públicas por la información contenida en una nota periodística publicada el 5 de abril de 2015 titulada “El proyecto Coca-Codo tendrá un ajuste de USD 606 millones”. Esta sanción responde a una denuncia presentada por el Ministro de Electricidad y Energía Renovable quien también es Presidente del Directorio Coca Codo Sinclair EP por supuestamente inobservar el artículo 23, numeral 1 de la Ley Orgánica de Comunicación (LOC), que dispone la rectificación y disculpa pública en el mismo espacio de la nota original.
  • El 6 de marzo de 2015, la Superintendencia de la Información y Comunicación (Supercom), sancionó con una amonestación escrita a diario El Comercio, por supuestamente inobservar el artículo 24 de la Ley Orgánica de Comunicación (LOC) referente al derecho a la réplica, al no difundir en el mismo espacio, sección y página el pedido de réplica de Luis Ruales Corrales, Gerente Subrogante del proyecto Coca-Codo Sinclair, por una nota titulada “La Contraloría y la fiscalizadora alertaron fallas en el Coca-Codo”, publicada el 21 de Diciembre de 2014. La entidad de control, que inició un proceso de oficio, dio al medio de comunicación 72 horas para publicar la réplica, a la vez que le instó a “corregir y mejorar sus prácticas, para el pleno y eficaz ejercicio de los derechos a la comunicación”.
  • El 27 de febrero de 2015, La Superintendencia de la Información y Comunicación (Supercom), amonestó a diario El Comercio, tras un proceso iniciado de oficio, ordenándole publicar una réplica inicialmente solicitada por Fernando Cordero, ministro de Defensa, debido a que no se la publicó en el mismo espacio, página y sección de una nota publicada el 28 de diciembre de 2014. La Supercom resolvió que diario El Comercio incumplió con el artículo 24 de la Ley Orgánica de Comunicación (LOC), el cual hace referencia al derecho “de toda persona o colectivo humano que haya sido directamente aludido a través de un medio de comunicación; (…) a que ese medio difunda su réplica de forma gratuita, en el mismo espacio, página y sección”.

El Universo

  • El 12 de junio de este año, la Supercom sancionó a diario El Universo con una multa equivalente al 10% de la facturación promediada de los últimos tres meses –aproximadamente USD 350 mil dólares- por considerar que el medio era reincidente al supuestamente incumplir con un pedido de réplica de la Secretaría de Comunicación (Secom). Dicha entidad acudió ante la Supercom por un reportaje sobre el Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social IESS y una supuesta deuda del Estado, que ya había sido replicada a pedido del Ministro de Finanzas, pero que no satisfizo a dicha Secretaría porque el medio no publicó con el título y la diagramación enviada por esta. La nota original difundida el 22 de marzo fue titulada en portada: “Deuda estatal por $1700 millones afecta al sistema de salud IESS”, pero la Secom pedía que su réplica se titulara: “El IESS ha progresado y mejorará aún más en los próximos años”, como si se tratara de una nota escrita por el medio. Este Hecho que fue rechazado por el diario por considerarlo “una intromisión editorial que contraría la Constitución de la República y las leyes vigentes”, según denunciaron públicamente, por lo que se declararon en resistencia por considerar que no habían garantías para el debido proceso. Incluso, la defensa del rotativo decidió abandonar las audiencias de sustanciación en dos ocasiones como muestra de su rechazo.

CASOELUNIVERSO2

  • El 3 de junio de 2015, la Superintendencia de la Información y Comunicación (Supercom) sancionó a diario El Universo con la obligación de publicar “en forma completa e íntegra, en el mismo espacio y sección” una réplica a pedido del secretario de comunicación Fernando Alvarado, quien denunció al medio después de que este no publicó la mencionada réplica con el diagrama y los textos que, hasta en titulares, envió esa Secretaría. Además, el Director del medio tiene que presentar por escrito una disculpa pública a los afectados directos. La entidad de control determinó que el medio inobservó el artículo 24 de la Ley Orgánica de Comunicación (LOC), referente al derecho a la réplica por una nota publicada en portada el pasado 23 de marzo de 2015 bajo el titular “Presidente los provocó, responden acusados”, la cual fue desarrollada en la página 2, sección Actualidad, con el titular “Los acusados niegan emboscada”, sobre las acciones de la Policía cuando se produjeron incidentes en el paso de la caravana del presidente Rafael Correa por calles de Riobamba.

CASOELUNIVERSO1

  • El 26 de mayo de 2015 diario El Universo dedicó parte de su portada para publicar una rectificación a pedido de la Secretaría de Gestión de Riesgos, María del Pilar Cornejo, quien solicitó se rectifique su propia versión dada en días anteriores, sobre la seguridad a los fieles en la misa que oficiará el papa Francisco en Guayaquil. El medio aclaró que Cornejo cuestionó el titular: “Gobierno no da garantías a fieles durante misa papal” y publicó lo que la funcionaria quiso rectificar: “No es posible garantizar físicamente la seguridad para el millón doscientos mil asistentes a la misa planificada en el santuario de la Divina Misericordia”.
  • El 19 de abril de 2015 diario El Universo fue obligado a destinar parte de su portada y sus páginas centrales para publicar una réplica del ministro coordinador de Política Económica, Patricio Rivera, por orden de la Secretaría de Comunicación (Secom). A pesar de que dicha réplica ya había sido publicada la semana anterior, la entidad estatal consideró que el diario no cumplió “de manera correcta con la Ley de Comunicación” y solicitó que se reproduzca nuevamente la carta del Ministro, en respuesta a un reportaje sobre la deuda del Estado con el Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social IESS.
  • El 28 de octubre de 2015, diario El Universo dedicó parte de su portada y media página interior para publicar una réplica impuesta por la Secretaría de Comunicación (Secom) por la difusión de una reseña de la Asamblea General de la Sociedad Interamericana de Prensa, publicada el 7 de octubre. Esto ocurre un día después de que la Secom obligara a diario La Hora la difusión de una réplica por una nota similar, en donde se expusieron cuestionamientos a la Ley Orgánica de Comunicación. Para el rotativo, “nuevamente la Secom pretendió imponer diseño, texto y títulos a este Diario con su réplica, al margen de lo que dice la Ley de Comunicación”. La nota original titulada: “SIP insiste en que Rafael Correa debe consultar a CorteIDH por Ley de Comunicación”, fue reemplazada por la réplica oficial como  “SIP no representa a los ecuatorianos sino a los intereses de sus socios”, en portada, y en página interior con el titular “Resoluciones de SIP obedecen a intereses de dueños de medios”.

Diario Expreso

  • El 10 de agosto de 2015 diario Expreso dedicó una parte de su portada y tres cuartos de una página interior para publicar una rectificación a pedido del padre César Piechestein, vocero de la Arquidiócesis de Guayaquil. El sacerdote cuestionó al medio de comunicación por “desinformar” a los lectores, al publicar una nota periodística que hacía referencia a la catequesis semanal del Papa Francisco del pasado 4 de agosto, sobre la acogida a los divorciados en nueva unión que fue titulada: “Los divorciados no están excomulgados”.
  • El 2 de julio de 2015 la Secretaría Nacional de Comunicación (Secom), impuso una rectificación a diario Expreso, por considerar que el medio de comunicación “ha tergiversado las expresiones del presidente Rafael Correa” por la publicación de la nota titulada “Correa no dará “ni un paso atrás”, del 26 de junio, referente al discurso del Jefe de Estado en un encuentro de Gobiernos Parroquiales, realizado en Montecristi un día antes. En media página, diario Expreso reprodujo la nota impuesta por la Secom e indicó que lo hace “con errores incluidos”, pues esta fue publicada con la diagramación enviada, es decir con titulares y fotografías incluidas.

CASOEXPRESO1

 

  •  El 21 de junio de 2015, diario Expreso dedicó media página para publicar una rectificación por orden de la Superintendencia de la Información y Comunicación (Supercom) a pedido de Richard Espinoza, presidente del Consejo Directivo del IESS. La publicación fue difundida con la diagramación y el titular impuesto por el funcionario y con unos espacios en blanco donde correspondían las fotografías. El medio aclaró que “el contenido íntegro de este texto ha sido impuesto por el IESS, a través de una orden de la Supercom, a EXPRESO, que lo reproduce como fue recibido, con errores incluidos. El Diario no se responsabiliza de los contenidos”.

CASOEXPRESO2

  • El 12 de junio de 2015, la Superintendencia de la Información y Comunicación (Supercom) sancionó a diario Expreso con la obligación de presentar disculpas públicas y difundir nuevamente una rectificación a pedido Richard Espinosa, presidente del Consejo Directivo del Instituto Ecuatoriano de Seguridad social IESS, por la nota titulada: “IESS: ni créditos ni salud para los nuevos afiliados”, publicada el 5 de mayo de 2015. Espinosa denunció al medio de comunicación tras sentirse inconforme con la rectificación publicada el pasado 12 de mayo, porque supuestamente no fue presentada en los términos que establece la ley, ni divulgada con la diagramación y los títulos remitidos por el Funcionario. La Supercom concluyó que la nota periodística referida “no cumplió con los principios de verificación, contrastación y precisión, puesto que no constató si los hechos narrados efectivamente sucedieron, tampoco se recogió, ni publicó las versiones de las personas involucradas en dichos hechos. Además, no viabilizó adecuadamente lo que indica el artículo 23 de la LOC, debido a que al publicar la rectificación lo hizo con el título ‘pedido de réplica’ y lo que corresponde es ‘rectificación’ o ‘aclaración’ ”.

La Hora

  • El 5 de agosto de 2015 diario La Hora publicó bajo protesta un pedido de rectificación del Servicio de Rentas Internas (SRI). El medio de comunicación aseguró que publicaba dicho contenido para evitar ser sancionados por parte de la entidad reguladora. Sin embargo cuestionó que en el texto enviado no se explicaron los presuntos errores de la nota periodística referente a los cambios del régimen tributario dentro de este gobierno, sino que se presentó una “apología a la gestión” de esa entidad estatal.

CASOLAHORA

  • El 23 de junio de 2015, diario La Hora fue obligado a publicar, en su portada y en página interior, una réplica impuesta por la Secretaría Nacional de Comunicación (Secom), que envió la nota previamente diagramada y titulada. El diario indicó en su editorial que lo hace bajo protesta, al considerar el hecho como una humillación. La réplica impuesta se dio en respuesta a la nota periodística titulada “Impuesto afectaría a la clase media”, publicada el 27 de mayo de 2015. El medio explicó que el 22 de junio recibió una carta de Ximena Amoroso, directora general del Servicio de Rentas Internas, pidiendo una réplica por las supuestas inconsistencias y tergiversación de algunos datos contenidos en la nota. El medio apuntó que les llamó la atención que sin haber hecho saber previamente de su reclamo, la misiva llegó acompañada por una carta y un CD de la Secom en la que pedía su publicación con titular, texto y diagramación impuesta.
  • El 25 de febrero de 2015, la Superintendencia de la Información y Comunicación (Supercom) ordenó a diario La Hora, edición regional de Loja (sur del Ecuador), publicar una rectificación y disculpas públicas al alcalde de ésta ciudad, Bolívar Castillo, quien denunció al medio de comunicación por supuestamente incumplir con un pedido de rectificación realizado el 21 de enero por una nota periodística referente al uso de toletes eléctricos por parte de la policía de esa municipalidad. La Supercom resolvió que el diario La Hora incumplió con el artículo 23 de la Ley Orgánica de Comunicación (LOC) sobre la obligación de los medios a rectificar información “cuando existan deficiencias en la verificación, contrastación y precisión de la información”.
  • El 30 de enero de 2015, la Superintendencia de la Información y Comunicación (Supercom) sancionó a Diario “La Hora” con la obligación de pedir disculpas y rectificar un artículo de opinión en el que se mencionó acerca de presuntas irregularidades cometidas en la administración de la Universidad “Luis Vargas Torres” de la ciudad costera de Esmeraldas, tras pedido de Bernarda Salas, Rectora encargada de dicho centro de estudios. La denuncia a Diario La Hora nació tras la publicación del artículo titulado “UTE intervenida”, difundido el pasado 27 de octubre de 2014 porque la rectora encargada aseguró “no estar de acuerdo con la información vertida” en dicha publicación. La sanción fue impuesta aplicando el artículo 23 numeral 2 de la Ley Orgánica de Comunicación (LOC), referido al derecho a la rectificación. La Supercom resolvió que el rotativo debe atender el pedido “por haber difundido información sin la debida verificación, contrastación y precisión”.
  • El 23 de octubre de 2015, la Superintendencia de la Información y Comunicación (Supercom) ordenó a diario La Hora publicar una réplica de una nota periodística titulada “Viteri le recuerda a Ochoa su apego al discurso oficial”, del 22 de octubre, por considerar que el medio le dio menos del 25% del espacio de la misma a la versión del Superintendente, Carlos Ochoa. Según la Supercom, el haberle otorgado menos de ese porcentaje al titular de esa entidad “afecta su reputación” por lo que solicitaron, “en apego al principio de equidad”, difundir la réplica correspondiente. La nota en cuestión era una crónica sobre la intervención de la asambleísta de oposición Cynthia Viteri ante la Comisión de Derechos Colectivos de la Asamblea Nacional, en donde presentó un Proyecto de Reforma a la Ley de Comunicación. También estuvo presente en la Comisión el Superintendente Ochoa.

  • El 27 de octubre de 2015, diario La Hora publicó bajo protesta una réplica impuesta por la Secretaría de Comunicación (Secom) para la cual debió destinar parte de su portada y tres cuartos de una página interior. La imposición se dio por una nota publicada el pasado 7 de octubre, sobre cuestionamientos a la Ley Orgánica de Comunicación (LOC) por parte de la Sociedad Interamericana de Prensa. Al igual que en ocasiones anteriores, la réplica llegó titulada, diagramada y con una baja calidad gráfica, por lo que el diario, en una nota adjunta de la redacción se disculpó con sus lectores y aseguró que no es responsable de la publicación. “Ofrecemos disculpas a nuestros lectores por la publicación enmarcada en esta página, ya que la misma es una imposición del Gobierno y este medio no es responsable de su contenido. Diario La Hora rechaza este uso abusivo de la Ley de Comunicación y publica esta réplica bajo protesta, pues no hacerlo implicaría multas insostenibles por parte del organismo oficial de sanción (…) Este contenido impuesto responde precisamente a una nota en la que la prensa del continente denunciaba este tipo de abusos”, precisó el medio de comunicación.

  • El 30 de octubre de 2015, la Superintendencia de la Información y Comunicación (Supercom), ordenó a Diario La Hora presentar disculpas públicas a la ciudadana Anabela Yépez y su familia en un plazo de 72 horas, por no haber acogido un pedido de rectificación solicitado anteriormente.Yépez denunció al periódico por supuestas deficiencias en la verificación, contrastación y precisión  de una nota periodística que mencionaba a su difunto padre y que fue publicada el 8 de septiembre en la edición regional de Imbabura bajo el título: “Una pedrada en la cabeza habría puesto fin a su vida”, y en contraportada: “Muere horas después de recibir una pedrada” sobre un disturbio durante un partido de fútbol.

  • El 24 de noviembre de 2015, diario La Hora dedicó dos columnas de la página B3 para publicar una réplica a pedido del Ministro del Interior, por una nota del 18 de noviembre titulada: “Para Correa, cúpula militar fue mediocre”. La nota refería al discurso dado por el Presidente tras una polémica desatada después de que la cúpula militar asistiera a la primera audiencia por un supuesto caso de lesa humanidad y que lo justificaron bajo el argumento de que iban a defender la posición institucional. En la réplica, el Ministerio del Interior y la Policía Nacional rechazaron categóricamente dicha aseveración y afirmaron que “el titular de la noticia no guarda relación con la realidad, sino al contrario, demuestra malicia y una tergiversación a lo que manifestó el presidente, Rafael Correa, este martes 17 de noviembre, durante la graduación de policías como tecnólogos en Seguridad Ciudadana y Orden Público”. Para el Ministerio del Interior “la descontextualización de las líneas discursivas expuestas por el presidente, Rafael Correa, en la nota periodística publicada por diario La Hora, es motivo de rechazo. Esto entendiendo el derecho de la ciudadanía de obtener información veraz y precisa dada la relevancia pública del tema”. Sin embargo, La Hora, en una nota adjunta de la redacción aclaró que “el medio tituló esa noticia con la propia intervención presidencial.

  • El 29 de noviembre de 2015, diario La Hora dedicó publicó una réplica impuesta por el Ministerio de Inclusión Económica y Social (MIES), por una nota periodística del pasado 23 de noviembre titulada “Los recortes afectarán a nuevos centros infantiles”, cuya fuente principal era la ministra de esa cartera de Estado, Betty Tola. La réplica, titulada “Recortes presupuestarios no afectarán a los centros infantiles del Estado” llegó al periódico previamente diagramada como si fuera una nota de ese medio, a pedido de la directora de comunicación de ese Ministerio, Silvia Zurita. El diario publicó dicho texto con una carta adjunta dirigida a Zurita, en donde se cuestionó que “el texto impuesto (…) sobrepasa de manera abusiva los límites de la ley, pero a sabiendas de que no existe oportunidad de conseguir un proceso justo y que la sanción será inminente, lo publican reservándose el derecho de explicar a los lectores todo el contexto”. En dicha carta el medio aseguró que “sorprende” que el texto que la funcionaria llama ‘réplica’ ratifica lo dicho por el texto original y le recordó que la réplica es una respuesta a algo, por lo que resulta “paradójico” que la fuente principal del texto objetado es precisamente la Ministra.

     

Vistazo

  • El 21 de mayo de 2015, en su edición No 1146 la revista Vistazo dedicó tres páginas completas para publicar tres pedidos de réplica de funcionarios estatales. El primero solicitado por Pedro Kléber Merizalde, ministro de Hidrocarburos, el segundo por César Regalado, gerente general de la Corporación Nacional de Telecomunicaciones, CNT EP, y el tercero, de menor tamaño, por Gustavo Araujo, Gerente general de la Empresa Pública Importadora EPI EP. La réplica que ocupó mayor espacio -dos hojas completas- fue la solicitada por el Ministro de Hidrocarburos por la publicación del reportaje titulado en portada “¡Elefante blanco? 570 millones para almacenar el gas que dejaríamos de usar con las cocinas de inducción” y con título interior: “Cuando el gas se evapora”, publicado en la edición No 1145, el cual cuestionaba la inversión gubernamental en infraestructura y almacenamiento de gas licuado y el paradójico plan para disminuir el consumo de este en los hogares. Al respecto, Vistazo, en una nota adjunta de la redacción, aclaró que el Ministro no rectificó ninguno de los datos aparecidos en el reportaje, los cuales, según explicó el medio, fueron tomados de diversas fuentes oficiales que son citadas en dicha nota.

 

El Mercurio

  • El 21 de abril de 2015, la Superintendencia Zonal 6 del Austro resolvió mediante resolución administrativa que Diario El Mercurio publique una rectificación sobre la “información de relevancia pública” identificada en la denuncia interpuesta por Paúl Granda López, ex alcalde de Cuenca. La denuncia fue planteada conjuntamente con otras cinco personas que presuntamente se sintieron afectadas por una nota titulada “Tranvía: posible sobreprecio” publicada el pasado 6 de marzo de 2015. La sanción se dio por supuestamente incumplir con los artículos 22 y 23 de la Ley Orgánica de Comunicación (LOC) sobre el derecho a recibir información de relevancia pública veraz y a la rectificación.

Ecuavisa

  • El 31 de agosto de 2015 una cadena de 22 minutos y medio de duración y una réplica de casi un minuto ordenadas por la Secretaría de Comunicación (Secom) y el Servicio Nacional de Aduana del Ecuador (Senae), respectivamente, interrumpieron la transmisión normal del programa investigativo de Ecuavisa Visión 360.El programa, de una hora de duración, se vio obligado a adelantar su transmisión media hora antes, por lo que fue difundido a las 22:00. Esto para evitar la interrupción de la cadena, la cual consistió principalmente en un espacio de corte propagandístico sobre las acciones y obras emprendidas por el gobierno en aspectos sociales como la equidad, igualdad, diálogo y justicia. Esta misma cadena ya había sido difundida la noche del pasado 12 de agosto, interrumpiendo los espacios noticiosos estelares de los medios televisivos nacionales
    El 21 de mayo de 2015, un espacio ordenado por la Asamblea Nacional a manera de réplica, interrumpió durante cinco minutos el noticiero estelar de Ecuavisa para descalificar a su presentador y Vicepresidente de noticias, Alfonso Espinosa de Los Monteros, por comentarios vertidos acerca de la falta de independencia del poder legislativo.
  • El 10 de mayo de 2015 un video ordenado por el Ministerio del Ambiente a manera de “rectificación obligatoria” interrumpió durante 13 minutos el programa Visión 360 de Ecuavisa para refutar una investigación periodística difundida el pasado 19 de abril sobre las causas de la deforestación. Ecuavisa emitió la rectificación bajo protesta.
  • El 8 de noviembre de 2015, el programa de investigación Visión 360 de Ecuavisa fue obligado a destinar 3 minutos y medio para difundir tres pedidos de rectificación y réplica ordenados por la Secretaría de Comunicación (Secom) tras el reportaje titulado “Periodismo en tiempos de revolución” difundido el pasado 25 de octubre. En la primera rectificación, se cuestionó al canal por comentarios vertidos por la periodista Carolina Mella y uno de los entrevistados, el caricaturista Xavier Bonilla, Bonil, respecto a  la elección del Superintendente de la Información y Comunicación. Según la Secom, “La imprecisión se debe a que se ignora o se pretende ignorar todo el proceso de designación del cargo ordenado por la Constitución y que se llevó a cabo acorde al Reglamento de Designación del Procurador y Superintendentes”. En ese sentido se explicó que la candidatura de Ochoa superó las fases de selección, a partir de una terna enviada por el Presidente.  La segunda fue una réplica solicitada por Marcelo del Pozo, gerente general subrogante del canal estatal Ecuador TV después de que ese programa mencionara en dicho reportaje que habría una prohibición para que los periodistas de ese medio den declaraciones al programa. En la réplica se dijo que tras recibir comunicación de la realizadora de ese espacio para entrevistar a uno de los periodistas del medio estatal, la respuesta fue que este estaría ocupado por una asignación y que seguro encontrará otro colega que lo pueda ayudar. Luego se amenazó al medio de comunicación: “Ante la mentira exigimos una rectificación sin el perjuicio de iniciar otro tipo de acciones legales”. Ante esto, Ecuavisa aclaró que “Vision 360 contactó telefónicamente a los periodistas de Ecuador TV quienes confirmaron su participación en el programa periodístico ahora cuestionado; sin embargo, el director de noticias del medio público con una respuesta maniobrada canceló dicho compromiso adquirido, indicando falta de disponibilidad e invitando a que acudamos a otros colegas. Esto lo reconocemos como una prohibición”, apuntó el medio. La tercera fue una réplica de la Secom para aclarar que, en una réplica anterior que esa cartera de Estado solicitó a diario Expreso por la nota “Correa no dará ni un paso atrás”, aludida en el programa, no estaba contenida en el video oficial del discurso del primer mandatario, en el evento Somos Gobiernos Parroquiales y que, de existir dicha frase dicha, el rotativo la utilizó en un contexto ajeno al expuesto por el medio.
  • El 20 de noviembre de 2015, la estación televisiva Ecuavisa transmitió bajo protesta una rectificación de la empresa pública Ecuador Estratégico, por haber difundido un reportaje en donde se denunció retrasos en obras a cargo de esa compañía en la comunidad costera de Bajo Alto, provincia de El Oro, al sur occidente del Ecuador. El espacio de rectificación interrumpió durante 3 minutos y 40 segundos el noticiero nocturno para cuestionar a Ecuavisa porque a juicio de las autoridades en el reportaje de denuncia debían mencionar las  obras realizadas en la zona como una escuela y un plan habitacional y que los tiempos de ejecución de las obras mencionadas debieron ser ampliados debido a una reprogramación técnica.

Ecuador TV

  • El 6 de febrero de 2015, la Superintendencia de la Información y Comunicación (Supercom) sancionó al canal estatal Ecuador TV “RTV Ecuador” por no haber atendido el pedido de rectificación solicitado por Patricio Jaramillo, Gerente General de la estación televisiva Ecuavisa. El medio fue obligado a presentar una disculpa pública y a difundir la rectificación dentro de 72 horas. La denuncia se dio el pasado 23 de diciembre por la emisión de una nota informativa difundida el 28 de noviembre de 2014, en el noticiero “Ecuador TV Noticias” de las 19H00 y 21H00 referente a la teletón “Quito Solidario”, organizada por el Patronato San José y transmitida por la cadena Ecuavisa. Según Jaramillo, la información difundida “tuvo varias imprecisiones, no fue contrastada y menos aún verificada”.

Radio Centro

  • El 28 de enero de 2015, se interrumpió el espacio noticioso “Notihoy” de radio Centro FM para presentar, a manera de réplica, una carta suscrita por la embajadora de Ecuador en Ginebra María Fernanda Espinosa como ex ministra de Defensa, luego de una entrevista realizada a esta estación al exjefe de Inteligencia Militar, el Coronel Mario Pazmiño, a propósito de la publicación de un libro en el que se menciona el intercambio de información y acercamiento de las Fuerzas Armadas del Ecuador con el grupo militar de Estados Unidos. El espacio de cuatro minutos de duración justificó su emisión “en beneficio de un equilibrado informativo” y dio lectura a la misiva dirigida a la periodista Carmen Andrade, directora de Notihoy, en donde la funcionaria “deploró que temas de defensa y de seguridad integral se hayan utilizado, según la Exministra, “de manera distorsionada y falaz” por el señor Pazmiño.

Radio Democracia

  • El martes 13 de octubre, la Superintendencia de la Información y Comunicación (Supercom) ordenó que radio Democracia atienda, en 72 horas, el pedido de réplica del abogado y exembajador Juan Falconí Puig, quien denunció al medio de comunicación por presuntas infracciones a los artículos 23, 24 y 28 de la Ley Orgánica de Comunicación, referentes al derecho a la réplica, rectificación y la obligación de entregar copias de programas.

Varios medios

  • Entre el 16 y 19 de febrero medios de comunicación como diario El Comercio, La Hora, Radio Centro y Teleamazonas difundieron una réplica exigida por Fernando Alvarado, titular de la Secretaría Nacional de Comunicación (Secom) para, supuestamente, aclarar “la desinformación provocada por la prensa mercantilista”, por artículos de opinión y notas de prensa referentes a la censura a la libertad de expresión en las redes sociales. En su misiva, el Secretario de Comunicación cuestionó que usuarios en las redes “han ocupado este espacio para insultar, difamar y agredir, incluso escondiéndose en el anonimato, para realizar amenazas en contra de la integridad y de la vida del Jefe de Estado” y aseguró que estas “deben constituirse en un espacio que permita el debate civilizado, con ideas y propuestas, sin incurrir en agravios o amenazas hacia los involucrados directos y terceros”.
  • El 21 de julio de 2015 la Superintendencia de la Información y Comunicación (Supercom) -mediante un oficio enviado a los diarios miembros de la Asociación Ecuatoriana de Editores de Periódicos (Aedep)- ordenó publicar una «réplica» a un anuncio que había sido divulgado el día anterior, a pedido de Diego Cornejo, director ejecutivo de la AEDEP.

Documentos asociados

INFORME

LO MÁS RECIENTE

Libertad de expresión y prensa, la otra deuda de Guillermo Lasso

    Como dicen los abuelos: del dicho al hecho, hay mucho trecho. Esta frase de la sabiduría popular calza para describir lo sucedido con el Gobierno de Guillermo Lasso, que arrancó su periodo presidencial con un animoso y garantista discurso inicial de pleno respeto...

SUSCRÍBETE AHORA

Manténgase actualizado con nuestro boletín semanal.

EN TIEMPO REAL