fbpx

Fundamedios

Casos Emblemáticos

Archivos inaccesibles, chatarra y deudas, a cuatro años del cierre de diario Hoy

por | Ago 28, 2018 | Casos Emblemáticos

Cerca de 480 mil artículos y 490 mil fotografías y caricaturas disponibles en digital se desvanecieron el 26 de agosto de 2014. Todo ese material – memoria histórica de un país y del mundo- era parte del archivo de los 32 años de vida de diario Hoy que hace cuatro años dejó de existir.

Ese 26 de agosto Edith Duque tomó posesión de la empresa como liquidadora. Y ese día se les comunicó a los 153 empleados que se quedarían sin trabajo. Entonces “sucedieron una serie de cosas terriblemente graves”, recuerda Jaime ‘el gringo’ Mantilla, presidente ejecutivo y accionista mayoritario de Edimpres S.A., que editaba el periódico y suspendió sus operaciones. Todo lo hicieron en su ausencia y la de los 264 accionistas.

Aunque ya había ‘amenazas’, el anuncio de la liquidación forzosa y cierre del rotativo tomó por sorpresa a trabajadores y directivos. “La administración de Edimpres se enteró que la Superintendencia de Compañías nombraría a un liquidador por una nota publicada en El Telégrafo”, dijo Diego Ordóñez, abogado del diario, quien cuestionó que nunca existió una notificación oficial.

Audio entrevista con Diego Ordónez

Primera y última portada de diario Hoy (1982-2014)

“A disolución 730 empresas por incumplir la ley”, publicó El Telégrafo el 22 de agosto de 2014, cuatro días antes del cierre. El artículo informaba que “la Superintendencia de Compañías disolverá a 730 empresas que durante 2 años (2012 y 2013) registraron pérdidas del 50% o más del capital social, de acuerdo a los estados financieros, y que dentro de los 30 días plazo no subsanaron la causal  de disolución establecida en el artículo 361 de la Ley de Compañías“. Entre ellas se nombró a Edimpres. Según Suad Manssur, titular de la entidad de control, los descargos presentados por la defensa no fueron suficientes y aseguró que, una vez disuelta, no debía seguir operando. Sólo podría cobrar y pagar deudas.

Y así fue. la tarde del 26 de agosto Edith Duque llegó hasta las instalaciones del medio de comunicación y ordenó suspender las actividades. ‘El gringo’ Mantilla guarda recuerdos amargos. Tres días antes de oficializar la decisión, se le impidió la entrada al periódico. Tampoco pudo recoger sus objetos personales.

El cierre del Diario tuvo un trasfondo político 

Diario Hoy nació el 7 de junio de 1982, una época en que Ecuador recuperaba su democracia, tras un largo periodo de gobierno dictatorial. Por su redacción pasaron figuras clave del periodismo y líderes de opinión, como Diego Araujo Sánchez, Thalía Flores, Diego Cornejo Menacho, Francisco ‘El pájaro’ Febres Cordero, Martín Pallares, Juan Carlos Calderón, José Hernández e Iván Flores.

Día de inauguración de diario Hoy, junio 1982

En sus páginas incluso escribieron personajes que después se alinearían con el correísmo. Por ejemplo, los exministros de Rafael Correa, Javier Ponce Cevallos, Francisco Borja; Fander Falconí, actual ministro de Educación.

De hecho, el 7 de junio de 2007, durante la celebración de los 25 años del periódico, el recientemente posesionado presidente Rafael Correa ofreció un discurso y solicitó públicamente a Jaime Mantilla y al Diario ser el “juez” principal de su Gobierno. Cuatro meses después, en octubre, el entonces Mandatario cambió radicalmente. Según ‘el gringo’, prohibió a todas las instituciones públicas publicitar en Hoy. Las obligó a cancelar las suscripciones al periódico e, inclusive, impidió que se distribuya a empleados públicos en las dependencias oficiales. “Al parecer, le disgustó que se asuma el pedido inicial”.

Mantilla asegura que Hoy cerró porque fue víctima de “una planificación muy ordenada del Gobierno para destruirlo”. Y existieron tres trasfondos para el cierre: jurídico, económico y político.

El 13 de julio de 2014 la Superintendencia de Compañías inspeccionó, de manera sorpresiva, a diario Hoy. El trámite demoró cuatro horas. Siete días después, el 20 de julio, se les comunicó las observaciones al balance de 2013 y se indicó que tenían un plazo de 30 días para contestar. Paradójicamente, la Superintendencia publicó ese informe el mismo día en que recibieron la notificación de la liquidación de oficio, sin que antes exista una contestación a los descargos presentados.

‘El gringo’ explicó que, como todas las empresas ecuatorianas, la suya estuvo muy mal tras la crisis bancaria de 1999-2000. Luego de la dolarización se recuperó. En el 2006 vieron utilidades, pero en 2007 empezó el “boicot” del Gobierno de la mano con el aspecto político. “El diario fue víctima de una persecución inmensa”.

Un ‘boicot’ que se cocinó de a poco 

Se desarrolló un “boicot sistemático” para que Edimpres no tuviera contratos con el Estado. Tras descubrir que parte de sus ingresos provenía de la impresión de textos escolares en inglés, en convenio con la Embajada Británica, a través de presiones del Ministerio de Educación se impidió que ese material se elabore, luego de 22 años consecutivos de trabajo.

Mantilla sostiene que, como existía un contrato de derechos exclusivos con Edimpres, en 2014 el Gobierno eliminó la enseñanza obligatoria de Inglés del pénsum escolar para romper el contrato y en ese entonces, el Ministerio de Educación ya anunció que se retomaría esa materia a partir de 2017 tras un cambio en el currículo educativo. La nueva normativa estableció la enseñanza obligatoria del inglés desde segundo a séptimo año de básica de las instituciones fiscales del régimen Sierra y Amazonía.

La eliminación del contrato de impresión de los textos escolares significó un golpe económico fuerte, sumado a la falta de publicidad pública y privada.

Mantilla explica que se planificaron tres soluciones para salvar al periódico, si hubiera existido la voluntad política.

  1. Entregar terrenos y edificios en dación de pago al banco para cubrir la totalidad de la deuda de USD 5 millones (en la práctica el costo reflejado en el balance era de USD 2 millones y medio por amortizaciones)
  2. El aumento de capital en trámite -que no fue aceptado por la autoridad de control-
  3. La valorización del archivo físico y digital del diario dentro de los balances, con lo que el periódico hubiera podido mantenerse en funcionamiento.

Eso no se permitió. “Nunca se nos contestó”, comenta ‘el gringo’.

Los ‘errores de la liquidadora’ y el ‘olvido’ del archivo digital con más de 970 mil fotos y documentos 

Foto: Rotativa de diario Hoy aún reposa en bodega

El archivo físico y los 11.800 ejemplares encuadernados en 460 tomos de la  historia del periódico, 87 mil fotografías, gráficas y caricaturas físicas, así como el respaldo digital -valorado en $4.600.000- no se tomaron en cuenta para la venta posterior. ‘El gringo’ reconoce que aunque el archivo digital no se podía valorar en ese entonces de manera contable, sí se podría vender a futuro.

La empresa Deloitte & Touche fijó el valor del archivo digital que actualmente reposa en una caja fuerte, bajo custodia del actual liquidador Víctor Hugo Damián. Sin embargo, todavía no hay compradores.

Fuente: Deloitte & Touche

Fuente: Deloitte & Touche

Fuente: Deloitte & Touche

El exdirectivo de Hoy sostiene que la liquidadora Edith Duque también permitió el deterioro de muchos archivos físicos e, incluso, de la rotativa que está embodegada y sin mantenimiento en el edificio en donde funcionó el periódico. En las instalaciones, en el norte de Quito, opera la empresa TATA Consulting, del Banco Pichincha. Ella tampoco se percató de pagar los dominios de Internet www.hoy.com.ec y Explored, registrados para el diario. Es decir, también se perdieron.

Toda la artillería del Estado en contra de Hoy

El 29 de junio de 2014, el entonces secretario de Comunicación, Fernando Alvarado anunció que actuaría en contra del diario. En Twitter escribió que “He leído con asombro e indignación cómo el titular del @HoyComEc miente sobre la situación del diario, en su versión impresa. Frente al engaño del @HoyComEc en el que culpa al gobierno y a la nueva Ley de Comunicación de un supuesto deterioro a ‘sus libertades’ no hay otra opción q aclarar pronto sus falsedades y exponer las verdaderas razones por las q este medio deja de imprimir sus diario (sic)”.

Sucede que el 27 de junio, dos meses antes del cierre total, el periódico anunció la suspensión definitiva de la edición impresa diaria. El argumento “un permanente boicot publicitario” y un escenario adverso para la prensa con la aplicación de la Ley Orgánica de Comunicación (LOC). Luego de 32  años de circulación, el rotativo físico fue reemplazado por una edición digital que salió al aire el 30 de junio de 2014.

Editorial tras suspender edición en papel

“Nada debería sorprendernos: Supuestamente Diario Hoy cierra por la Ley de Comunicación. La verdad: viene acumulando pérdidas desde hace años por una pésima administración”, tuiteó el 29 de junio el entonces presidente Correa. Ese día, Carlos Ochoa, quien estaba a cargo de la Superintendencia de Comunicación (Supercom), señaló que “la crítica situación del diario se reflejó en el continuo y sostenido descenso de su tiraje, que consecuentemente coincide con la reducción de sus ingresos económicos”. Además, aseguró que es “falso” que el matutino deje el papel por la norma y pretende “echar la culpa a otros de su propia inoperancia”, según declaraciones recogidas por El Universo .

Luego de estos pronunciamientos, se inició una campaña de desprestigio desde los medios de comunicación en manos del Gobierno: emisión de cadenas y publicaciones para descalificar a la empresa periodística.

Multas y campañas de desprestigio antes del gran golpe 

El 1 de julio de 2014, la agencia estatal de noticias Andes publicó una nota titulada “Diario Hoy registraba graves problemas económicos catorce años antes de la vigencia de la Ley de Comunicación”. Un día después, el 2 de julio difundió: “Superintendencia de Compañías: Diario HOY tenía una afectación en su patrimonio que sobrepasaba el 50%”. Su unidad de investigación expuso que “Diario HOY maquilló desde hace 15 años las cifras de su verdadera circulación” y se basó en las declaraciones de supuestos trabajadores del medio que pidieron el anonimato. El Ciudadano, PP El Verdadero y El Telégrafo replicaron esta información.

Andes también exhibió un desglose de cifras de las pérdidas y ganancias desde 1999 hasta 2013 del diario. En ellas se observaba que entre 2004 y 2006 hubo una recuperación financiera y ganancias. El declive comienza en 2007 y coincide con la posesión de Rafael Correa.

En la edición del 2 de julio diario El Telégrafo publicó: “La Superintendencia identifica que pérdidas de HOY superan el 50% del capital social”, con base en datos del Servicio de Rentas Internas (SRI). PP El Verdadero difundió que “Por más de una década, diario Hoy tuvo problemas”; y al día siguiente, “El tiraje de diario Hoy fue inflado hasta en un 200%”. El 3 de julio El Ciudadano tituló: “Diario Hoy registra glosas patronales, juicios laborales y pérdidas económicas”, con información del Ministerio de Relaciones Laborales.

Los canales de televisión incautados TC Televisión y Gama reprodujeron la información de Andes y entrevistaron a la superintendente de Compañías, Suad Manssur. La funcionaria manifestó que los balances presentados por Diario Hoy mostraron pérdidas en su patrimonio durante un amplio período. Carlos Marx Carrasco, entonces ministro de Relaciones Laborales, se refirió a la situación laboral de los empleados.

El 3 de julio de 2014 una cadena de cinco minutos ordenada por la Secretaría de Comuncación (Secom) interrumpió el programa Contacto Directo, de Ecuavisa. En el video se afirmó que “los resultados del ejercicio económico y financiero (de diario Hoy), registrado en la Superintendencia de Compañías, reflejan pérdidas constantes desde hace 14 años, antes de la Ley de Comunicación”. También se señaló que “Diario Hoy es una más de las 5400 empresas notificadas con la causal de disolución por pérdida, por parte de la Superintendencia”.

El Telégrafo, PP El Verdadero, El Ciudadano, agencia Andes, GamaTV y TC Televisión difundieron un contenido similar en sus ediciones.

A estas acciones se sumó una carta escrita al director del diario español El País , Antonio Caño, por el entonces embajador de Ecuador en España, Miguel Calahorrano. En el texto se rechazó el artículo de la corresponsal Soraya Constante, publicado el 30 de junio y titulado “Un periódico de Ecuador cierra su edición impresa por la ‘ley mordaza’”. El diplomático solicitó una aclaración, pues consideraba que “el mismo titular de la noticia es sesgado al afirmar taxativamente que el cierre se produce por “la ley mordaza”, según consta en el escrito difundido el 4 de julio en la página Facebook de la Embajada.

Ese día el periódico fue multado con el pago de USD 57 800, con la aplicación de la Ley de Comunicación. Se sancionó que se haya incumplido con la difusión del tiraje de 17 ediciones comprendidas entre mayo y junio de 2014. Según la Supercom, Hoy “no cumplió con la disposición prevista en el primer inciso del artículo 90 de la Ley LOC”, que establece que “los medios de comunicación social impresos tendrán la obligación de incluir, en cada publicación que editen, un espacio en el que se especifique el número total de ejemplares puestos en circulación, como medida de transparencia y acceso a la información”.

En ese entonces, Mantilla, en calidad de director del rotativo, cuestionó la multa y aseguró que afectaba la liquidez de la empresa. “No sirvieron las explicaciones para evitar esta sanción que atenta una vez más contra la economía de la empresa”, lamentó.

Trabajadores en el ‘limbo’

Foto: tomada del portal Plan V

 

El 9 de septiembre de 2014 el contenido periodístico del portal digital de diario Hoy fue dado de baja tras la decisión de la liquidadora. También desapareció todo el archivo histórico de noticias, considerado uno de los más grandes e importantes del Ecuador.

Mantilla lamenta que, antes del cierre, un grupo de 18 personas a cargo del comité de empresa del sindicato de trabajadores CETRAHOY se dejó “manejar por promesas del Gobierno para liquidar la compañía”. Se conoce que los 178 excolaboradores que perdieron sus empleos no han sido liquidados debidamente. Testimonios que FUNDAMEDIOS recogió coinciden en que la mayoría ha recibido el 10% de lo correspondiente.

Tras cuatro años, los trabajadores más antiguos buscan que se pague su liquidación patronal. En total son 46 personas en lista de espera.

Luis Morán, quien ingresó a trabajar en el área comercial de Hoy en 1987 y permaneció durante 24 años y 11 meses, lamenta que en los dos últimos años de vida del periódico la situación económica se haya tornado delicada con atrasos en los sueldos, disminución en la pauta publicitaria. “Toda la publicidad comercial, la no comercial y del Estado disminuyó; y el periódico no circulaba como antes”, apunta. El exejecutivo de Ventas cree que todo eso deterioró la situación, sumado a una administración deficiente y al consumo de noticias por Internet. Él es uno de los que espera se salde el total de su liquidación.

Morán reconoce que los activos no alcanzan para pagar a los trabajadores. “No tienen activos para vender, lo que hay es chatarra y la rotativa se venderá como chatarra porque es antigua y no vale más de USD 402 mil”, apunta.

El caso de Jaime Paredes, quien trabajó durante 32 años en el área de Diseño, es similar. Él considera que, lastimosamente, la situación que derivó en el cierre se veía venir. En su criterio, una administración deficiente y asumir una línea editorial crítica con el gobierno de Correa hizo que el tema se politice y que le pase ‘factura’ al medio.

“Ya había inconvenientes, faltaba dinero, no entraba la publicidad, el Gobierno comenzó a atacarnos y todo se convirtió en una guerra entre el Gobierno y el Diario; y los perjudicados fuimos los trabajadores”, apunta el exdirigente sindical. Paredes cree que la razón principal del cierre fueron las políticas administrativas. “Para mí, no tuvo nada que ver la LOC, sino una mala administración y el juego político que derivó en que los anunciantes se cuiden las espaldas y no quieran pautar”.

Tras el anuncio del cierre, el extrabajador confiesa que el Comité de Empresa pensó que la Superintendencia de Compañías ayudaría a los trabajadores, pero “solo llegaron a liquidar y punto. Edith Duque tuvo muchos errores y no entendió que no era una empresa cualquiera, era periodística. Ahora estamos en una indefensión total”.

Los exempleados de Hoy coinciden en que el actual responsable, el liquidador Víctor Hugo Damián no ha dado respuestas. Tampoco se ha presentado un informe de lo actuado hasta la fecha. Desde FUNDAMEDIOS se intentó contactarlo, pero no se ha obtenido respuesta.

El caso de diario Hoy en una línea de tiempo interactiva

 

LO MÁS RECIENTE

Teleamazonas: 10 años en la mira

Teleamazonas fue uno de los medios más perseguidos entre 2007 y 2017. En esa década, el canal televisivo recibió más de 10 sanciones, ofreció disculpas públicas al menos 3 veces, fue sancionado con multas económicas y perdió a 4 periodistas por presiones externas. El...

11 Radios sancionadas con una ley adulterada

Durante 2015 y 2016, el exSuperintendente de Comunicación, Carlos Ochoa, se valió de la adulteración de la Ley Orgánica de Comunicación para sancionar a 11 radios a nivel nacional. Excusándose en su supuesto desconocimiento sobre el error en la transcripción de la...

SUSCRÍBETE AHORA

Manténgase actualizado con nuestro boletín semanal.

EN TIEMPO REAL